Los Angeles (16th)

El día 16  he estado básicamente navegando por internet en busca de información acerca de qué hacer o a donde ir, preparando billetes, tickets, tarjeta de embarque, etc. A la noche hemos ido a un FedEx a imprimir. Es comodísimo, ya que abren 24 horas, tienen conexión a internet, ordenadores para imprimir, pago por tarjeta, etc.

Esta mañana me vino a recoger la furgoneta de SuperShuttle para ir al aeropuerto. Son servicios de furgoneta compartida que te recogen delante de casa y te lleva a tu hora al aeropuerto, pero legales, no como en España. Realmente es una franquicia, pero funciona genial. Tienen un tracking de todos los vuelos y consiguen dejarte a tiempo en el aeropuerto. Cuesta unos 30 dólares (lo que costaría en España un taxi al aeropuerto desde mi casa) pero comparado con los 60 dolares que puede costarte un taxi aquí para el mismo trayecto, merece la pena.

Mientras escribia este artículo estaba esperando frente a la puerta de embarque del vuelo a San Francisco (dia 17), me he dado cuenta que en Los Angeles International Airport cada compañía que opera tiene su propia terminal (o casi). US Airways opera en la Terminal 1, y Virgin America en la Terminal 3. Mientras espero veo una cosa muy curiosa, parecida a los periódicos de papel: hay unas cajas abiertas (las de los periódicos están cerradas) donde coges unos auriculares para el avión y dejas voluntariamente dos dólares. Yo creo que esta sociedad vive con miedo. Un compañero de la empresa me decía que estuvo en otro estado de los Estados Unidos y en un cruze estaba despistado y no se dio cuenta de que el semáforo estaba en verde, por lo que se volvió a poner en rojo y nadie le pitó. Quien sabe, quizá baja un loco con el revolver que lleva en la guantera😀. Aquí en los cruces para girar a la izquierda tienen que ponerse en el carril de la izquierda, parar, y esperar a que se abra el semáforo, por lo que cuando te paras en ese carril estás obstaculizando a los coches de detrás (que podrían querer ir recto), pero es algo que está asumido y es raro ver serpentear para no tener que esperar.

Otra cosa que de la me gustaría hablar es del pago mediante tarjeta. Todo el mundo paga con tarjeta, y hablo de todo, incluso un artículo de 1 dólar. Incluso si pides comida a domicilio puedes pagar con tarjeta. A la hora de pagar con tarjeta en un restaurante el sistema es algo desconcertante. Básicamente pides la cuenta, y digamos que son 30 dólares, mas 3 dólares de propina. Esto siempre viene desglosado y el total abajo del todo. Entonces le das la tarjeta al camarero, la pasa por la máquina y te trae una copia para ti, una para el restaurante, y el ticket. En este momento tu cuenta se encuentra aún abierta y te toca poner la cantidad de propina que dejarás al camarero (tienes que calcular cuanto, pero como los impuestos son el 10%, la propina es aproximadamente el doble del impuesto, por lo que es sencillo de calcular) y firmar el recibo que ellos se quedan. Es en ese momento en el que se hace el cargo a tu tarjeta.


Las opiniones reflejadas en este blog son personales o ni siquiera son opiniones, y bajo ningún concepto representan las estrategias, opiniones o posturas de mi empresa actual, ni de ninguna en las que he trabajado, así como tampoco de ninguno de los clientes o proveedores de todas ellas.
La información se proporciona como está, sin garantías de ninguna clase, y no otorga ningún derecho. Los comentarios pertenecen a sus autores y bajo ningún concepto el autor del blog se hará responsable de los mismos.

Categorías

Archivos


A %d blogueros les gusta esto: